Si nadie quiere trabajar en tu empresa, es porque estás haciendo algo mal

En el transcurso del fin de semana pasado, se supo que Gerardo Martino había rechazado por segunda vez el ofrecimiento para dirigir la selección colombiana de fútbol de mayores. Aunque se habla de Néstro Pekerman, diera la impresión que de nuevo se va la posibilidad de contar con un técnico de jerarquía para guíar a la Selección Colombia en su camino al mundial Brasil 2014.


No deja de ser llamativo que, luego de 14 años sin asistir a un mundial, esta sea apenas le segunda vez que se busca un técnico de relevancia a nivel internacional para dirigir a una selección que cuenta con el apoyo de varios de los grupos económicos más importantes del país, y en reiteradas ocasiones del mismo gobierno. Llamativo también que en ámbas ocasiones las ofertas hayan sido rechazadas.

En Twitter hoy leí una versión según la cual Martino no había aceptado porque la Federación impuso como condición conocer la lista de convocados antes que saliera publicada a los medios de comunicación. Ojo, no hay fuentes, no estoy diciendo que sea verdad. Es solo un rumor. Grave. No sería raro, pues se sabe muy bien el tipo de personas que manejan la federación, y en general el tema del fútbol en Colombia.

Toda la vida nos ha tocado ver convocatorias sospechosas de jugadores que no parecen reunir los méritos para ser convocados. Casualmente, pasa con técnicos que generalmente han sido nombrados de manera sorprendente y llamativa. Porque hágamos memoria y veremos que no han habido técnicos cuya designación sea apoyada unanimemente por la opinión pública. Nuestros tecnicos generalmente son personas cercanas a la Federación, que logran una buena campaña en el torneo local o trabajando con las selecciones juveniles y que por lo tanto pueden ser manejados con facilidad por la federación. Hoy Meluk en su columna del El Tiempo hablaba del susto que le daba que la federación se decidiera por algún técnico cuya experiencia internacional pueda ser su origen venezolano, un campeonato logrado en Perú o Bolivia o haber dirigido la siempre competitiva selección de Panamá. Me parece que ya están tratando de mover la corriente hacia las aguas más turbias (?). Esa película ya la hemos visto varias veces.

Lo que toda esta situación deja es que el hecho que técnicos de la trayectoria, experiencia y conocimientos de Marcelo Bielsa y Gerardo Martino hayan rechazado ofertas para dirigir la Selección Colombia habla a las claras de lo poco atractivo que es nuestro fútbol y nuestras instituciones deportivas como lugar para llevar a cabo un proyecto, pues desafortunadamente se caracterizan por la desorganización, la improvisación y los intereses ocultos que un técnico extranjero no está dispuesto a aguantar, a diferencia de los locales. La federación colombiana de fútbol no es un lugar atractivo para trabajar para un no-mediocre, y así será dificil que nuestro fútbol algún día progrese.

 

 

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: