El toreo es tortura; no es ni arte, ni cultura

Es principio de año está marcado en Colombia, tristemente por la variedad de ferias locales que componen nuestro supuesto ‘folklore’. En ciudades como Cali, Manizales y la misma Bogotá inicia la temporada taurina, en la que se reúnen pelmazos que no entienden nada pero quieren salir en las revistas de farándula, y otros tantos que consideran la tauramaquia como una actividad artística y cultural.

Cuesta creer que un acto de barbarie en contra de los animales pueda ser considerado un arte. Y peor aún, como una expresión cultural. Si la tauromaquia es una muestra de cultura, entonces pensaré que los que estábamos equivocados éramos nosotros, que no entendíamos a los guerrilleros y sus continuos baños de sangre.

Tan cultos ellos…

Que prohiban los corridas de toros. O mejor, que las dividan en dos partes; en la segunda, paran a los toreros y a los amantes de este arte’ rodeados de un grupo de toros. Y que los toros hagan su arte…

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: